Descubre los beneficios andar descalzo por la Tierra 

El Grounding, también llamado Earthing, significa conectarse en la tierra. La superficie de la tierra tiene un suministro “ilimitado” de electrones móviles que están sobre el suelo en que andamos (así como en lagos y océanos). Es una carga negativa natural.

Cuando tocamos el suelo con nuestro cuerpo, se disipa la electricidad estática y cargas acumuladas y a la vez, recibimos una carga de energía en forma de electrones libres que hace que el cuerpo se sincronice con las frecuencias naturales de la tierra y nos reequilibre.

Nuestros antepasados vivían mucho más en contacto con la tierra. Utilizaban calzado de piel o iban descalzos y dormían con pieles a tierra.

Los estudios demuestran que desconectarnos de la tierra es disfuncional y nos puede acercar a enfermedades crónicas, inflamatorias y autoinmunes. Problemas que han incrementado mucho en las últimas décadas.

Earthing y los beneficios de estar conectados en tierra

Actualmente, hay estudios científicos que avalan las grandes ventajas que tiene conectarnos a tierra por nuestra salud. En el libro Earthing: con los pies descalzos (2013) encontraréis información sobre las investigaciones. Pero os queremos compartir algunas ya que son realmente sorprendentes:

Materiales que nos aíslan:

Vivimos totalmente desconectados de la tierra. Materiales como el corcho o la goma de la suela de nuestros zapatos nos aísla, los edificios donde vivimos están hechos de hormigón, los caminos por los cuales andamos están hechos de asfalto, utilizamos el plástico para una infinidad de cosas.

La madera, a pesar de ser un material natural, es aislante también y no transmite los electrones que circulan por la capa de la tierra.

Exposición constante de campos electromagnéticos

Además, estamos inmersos a campos electromagnéticos constantemente a lo largo del día, que al no estar conectados en tierra, absorbemos y acumulamos en forma de carga positiva.

No se trata exclusivamente de las cargas que recibimos de manera externa sino que nuestro organismo también tiene mecanismos de salud propios en los que se generan radicales libres, que si no son neutralizados pueden ser extremadamente nocivos por la salud.

Básicamente un radical libre, es una molécula con los electrones desapareados, de forma que para volver al equilibrio va a una célula sana y le roba el electrón que le falta, convirtiendo a su vez aquella célula en un radical libre. De este modo, si esto no se frena, se puede producir una reacción en cadena. De todos modos, los radicales libres en su medida justa, tienen su función dentro de nuestro sistema inmune.

El Dr. Oschman nos explica que cuando pisamos tierra, se transfieren los electrones libres de esta hacia el interior de nuestros cuerpos. “Y estos electrones son probablemente los antioxidantes más potentes conocidos por el ser humano. Los electrones libres actúan como antiinflamatorios y sin los efectos secundarios”.

De este modo almacenamos estos electrones en nuestro organismo y cuando nos lesionamos o aparece un radical libre, estos lo neutralizan.

Cosas que podemos hacer para cuidar nuestro equilibrio energético:

De entrada, os proponemos que hagáis un experimento interesante qué es medir vuestra carga eléctrica. Con la ayuda de un voltímetro puedes medir el voltaje de tu cuerpo. Pones una punta a tierra y la otra entre tus dedos.

Los estudios dicen que la medida de media puede rondar los 2 voltios. Pero en zonas muy saturadas, como una oficina puede llegar a 6 voltios.

Descalzo y en plena naturaleza, esta medida dará 0.

El doctor Oschman dice “Nuestra piel es un excelente conductor” y añade. “Podemos conectar cualquier parte de nuestra piel a la Tierra. Pero la zona de nuestro cuerpo que se conecta más profundamente, es la que se encuentra a la planta de los pies, en un punto que los acupuntor@s denominan Riñón 1. Es un punto muy conocido, puesto que conecta a todos los meridianos de acupuntura y en esencia a cada rincón del cuerpo.

La falta de este contacto tiene mucho que ver con el surgimiento de las enfermedades modernas.” “Puesto que la Tierra está cargada negativamente, al tocar el suelo se está conectando el cuerpo con una fuente de carga negativa de energía, que es absorbida por el cuerpo a través de la planta de los pies”.

El Dr.Oschman dice que con 15 minutos se puede notar una mejora de los síntomas pero otros expertos como Clint Ober, propulsor del movimiento, recomiendan de 40-60 minutos mínimo en el día.

Esperamos que con este artículo, os hayan cogido muchas ganas de reconectarnos a la Tierra. Los que vivimos aquí, ya hace tiempo que lo ponemos en práctica.


Fuentes principales:

La Unesco concede al Montsec el certificado de Destino Turístico Starlight por la calidad del cielo que permite hacer observaciones astronómicas. Solo una decena de lugares de todo el mundo tienen esta distinción.

La Fundación Starlight, vinculada a la Unesco, reconoce el cielo del Montsec como uno de los mejores del mundo para hacer observaciones astronómicas y le otorga la distinción de Destino Turístico. Es una certificación que solo tienen una decena de zonas en todo el mundo, entre los cuales hay Hawái, Arizona, Sudáfrica, México o el norte de Chile. En el estado español solo son Destino Turístico Starlight la isla de la Palma, en las Canarias, y la Reserva de la Biosfera de La Rioja. Ahora se suma la sierra del Montsec, situada entre la Noguera y el Pallars Jussà.

Se ha valorado la poca contaminación lumínica sumada a la capacidad turística de la zona. La Fundación vinculada a la Unesco entregará la semana que viene el diploma acreditativo al Montsec y presentará el contenido completo de la decisión, que llega después de meses de auditorías.


Esta certificación protege tanto el Observatorio del Montsec como los 16 municipios de su área de influencia, con una superficie de 1.600 kilómetros cuadrados.

Los municipios que entran dentro de esta área protegida son:

Fuente: CCMA.cat

Desde sus orígenes, la especie humana ha observado el cielo, atraído por su belleza, buscando respuestas. El cielo nos puede ayudar a orientarnos, a optimizar cultivos, a través de la astrología, a conocer y aprovechar las energías de los planetas para acompañar los momentos vitales en que estamos. Podemos observar a simple vista, con telescopios o dispositivos electrónicos.

Actualmente, la contaminación lumínica de las grandes ciudades dificulta poder observar la majestuosidad del cielo.
Terra del Congost está situado en un lugar ideal para la observación del cielo estrellado. “Las condiciones naturales del Montsec le permiten cobijarse bajo el mejor cielo de Cataluña y uno de los mejores del mundo gracias a:

Por estos motivos se decidió construir el Parque Astronómico del Montsec (PALMO)”. El territorio MONTSEC ha sido reconocido y certificado como Destino Turístico y Reserva Starlight por el Programa M&B de la UNESCO. Esta distinción lo acredita como uno de los mejores cielos del mundo para la observación astronómica.

Lágrimas de San Lorenzo

Durante todo el año podréis disfrutar de esta experiencia, si bien es cierto, que durante el verano entre el 25 de julio y el 18 de agosto se puede admirar un fenómeno meteorológico especial. Se trata de una lluvia de estrellas, conocidas popularmente como «Lágrimas de San Lorenzo», que se produce cuando la Tierra entra en contacto con las Perseids, un filamento de polvo interestelar que se desprendió del cometa Swift-*Tuttle.

El fenómeno es especialmente intenso alrededor del 10 de agosto, sobre todo el 12 de agosto. Durante estos días se puede ver con claridad cómo van cayendo los elementos cósmicos que son atraídos por la atmósfera de la Tierra, dejando un rastro intenso pero breve de luz.

Visita el Observatorio del Montsec

Otra opción muy atractiva, tanto por niños y adultos, es ir a una visita nocturna en el Parque Astronómico del Montsec. La visita empieza por el edificio central del Centro de Observación del Universo, que acoge una exposición permanente que engloba los diversos ámbitos destacados del COU, donde evidentemente la astronomía, pero también la geología, la fauna y la flora del entorno tienen un papel primordial.

A continuación el visitante puede disfrutar del ojo del Montsec, un planetario multimedia digital con una cúpula móvil de 12 metros de diámetro, donde se proyecta un espectáculo audiovisual. Por la noche se completa la sesión con una explicación del firmamento y la posterior apertura de la cúpula para observar el cielo real e identificar, con la ayuda de un monitor especializado, algunos de los elementos más destacados de la noche.

Para acabar, tanto de día como por la noche se visita el Parque de Telescopios. De día se observa el sol y por la noche, la luna, los planetas, las nebulosas.

Si te interesa y quieres más información consulta la web del Parque Astronómico.

Noches astronómicas, observar el cosmos en Terra del Congost

Las noches astronómicas en la Terra del Congost son un acontecimiento privado para grupos, liderado por un equipo de astrónomos a nuestras instalaciones.

La noche empieza descubriendo el cielo con una explicación didáctica a partir de imágenes espectaculares: una paseada por lo que sabemos del Universo y que después experimentarás en directo.

A continuación observaremos el cielo reconociendo las principales constelaciones visibles, su mitología y algunas claves para orientarnos por la noche. ¡Finalmente empieza la parte más emocionante, un recorrido por los diferentes astros visibles en el cielo por medio de la observación con telescopio!

Las noches astronómicas en la Terra del Congost son una manera muy bonita de acercarnos al Universo y sus misterios. ¡¡No te lo pierdas!! Si sois un grupo y estáis interesados, contactad con nosotros y lo organizamos. Esta actividad se organiza en colaboración con Celístia.

Fuente: https://www.montsec.cat/astroturisme

A 20 minutos del camping, encontramos Montañana un pueblo medieval que se ha conservado hasta día de hoy. Os recomendamos mucho, que os perdéis por sus calles y caminos empedrados del alrededor.

La oficina de turismo ofrece visitas guiadas todos los festivos del año y, en temporada alta, del 15 de junio al 15 de septiembre, todos los días:

Para ir abriendo boca os ponemos un fragmento de una noticia y os dejamos el enlace por si queréis leerla entera:

La provincia de Huesca conserva uno de los conjuntos de arte románico más importantes del mundo; iglesias, fortificaciones, puentes de la época en la que surgió el reino de Aragón que siguen maravillando por su fuerza y espiritualidad.

Pero incluso entre toda esa lista asombra la localidad ribagorzana de Montañana; en definición del estudioso José Luis Acín, un enclave medieval que ha perdurado sin apenas alteraciones hasta el siglo XXI, como si de un fósil de dicha época se tratara.

Montañana surgió en el siglo XI como una fortificación fronteriza, enriscada en un cerro entre barrancos que domina el valle del río Noguera Ribagorzana, y vivió luego una época de esplendor entre los siglos XIII y XV, como sede de la poderosa Orden del Hospital.

Pero luego el pueblo se vio alejado de los cambios de la historia, los vecinos se fueron concentrando en el nuevo núcleo ribereño de Puente de Montañana, que incluso terminó dando nombre al municipio, y la villa original quedó casi deshabitada, con lo que ha conservado no solo sus monumentos, sino toda la fisionomía medieval de su urbanismo, caminos y entorno.

El Gobierno de Aragón protegió el pueblo como Conjunto Monumental en 1984 e inició una cuidada restauración integral que ahora continúa a través de la Fundación Montañana Medieval, una entidad en la que también participan otras instituciones públicas y privadas para poner en valor y promocionar el lugar.

Así la rehabilitación se está acompañando de otras iniciativas que quieren aprovechar que basta un corto desvío desde la N-230 desde Puente de Montañana para que los visitantes puedan retroceder 800 años en el tiempo.

El conjunto artístico

Un puente bajomedieval de dos ojos, emblema de la villa, y un paso abovedado dan la entrada al caserío, con retorcidas calles empedradas que trepan por el cerro alrededor del eje de la calle Mayor hasta la iglesia de Nuestra Señora de Baldós, templo románico del siglo XIII, en la que destacan la decoración escultórica de su portada y las pinturas murales de su interior.

Coetánea es la ermita de San Juan, también con capiteles decorados en su fachada y pinturas murales en su interior; además de conservar unas vigas de tradición mudéjar en su coro.

De la fortaleza original subsisten, en lo más alto del cerro, los restos de la torre de la Mora, a la que se suma, a media ladera, el sistema defensivo bajomedieval con el que terminó de protegerse el pueblo entre los siglos XV y XVI y del que se conservan lienzos de muralla y la torre de la Cárcel.

Los edificios destacados incluyen también la abadía, luego reconvertida en vivienda, o el hospital de viajeros, último edificio recuperado y que se suma ahora a las visitas; pero por todas las calles y rincones el sabor medieval se mantiene en muros, bancales, pórticos o pasadizos. 

ncluso el ayuntamiento, que se supone del siglo XIX, reaprovechó en sus fachadas los capiteles de una desaparecida ermita románica, testimoniando la vocación de Montañana por seguir anclada en la historia.